La boda en Galicia de Laura & Miguel

28 Feb 2022 | Sociedad

Aunque Laura es de Vigo y Miguel, o Mike como le llaman cariñosamente, es de Lleida, ambos estudiaron en Madrid, ciudad en la que han pasado más de la mitad de sus vidas. Ellos nos cuentan que su historia no tiene mucho de novelesca y, sin embargo, tenemos que decir que, a nuestro equipo nos parece igual de romántica.

Después de cinco años viviendo en Londres, Laura regresó Madrid y, paralelamente, Mike, después de unos meses en su ciudad natal, también decidió volver a la capital. En ese momento, y aunque nunca hubiesen imaginado encontrar al amor de sus vidas así, se conocieron a través de internet, hace ahora cuatro años.

“Un día empezamos a hablar… y hablando estuvimos casi dos meses, hasta que un día decidimos conocernos y llegó nuestra primera cita”, recuerdan Laura y Mike. Quedaron debajo del edificio Ocaso en la Glorieta de Bilbao, nombre que le pusieron a su mesa en la boda, y “por increíble que parezca, desde nuestra tercera cita, ¡un escape room los dos!, nos volvimos inseparables”, nos confiesan.

Solo seis meses después ya estaban viviendo juntos. La llegada de la pandemia, siendo los dos autónomos les hizo pasar momentos que, aunque complicados, solo los unieron aún más. Mike decidió que quería poner fin a ese año tan difícil a lo grande y qué mejor manera que pidiéndole la mano a Laura.

Para hacerlo, se puso en contacto con un amigo que se dedica al mundo de la joyería vintage y, el 19 de diciembre de 2020, llevó a Laura a cenar a uno de sus lugares favoritos, el restaurante Ikigai. A la vuelta, ya en casa, le pidió matrimonio. “Nosotros somos muy de casa, nuestra casa es nuestro lugar preferido y él quiso hacerlo en el lugar dónde habíamos pasado tanto”, nos relata Laura.

 

LA BODA EN GALICIA

Para celebrar la boda eligieron Galicia, tierra natal de Laura, “el hecho de que la boda iba a ser en Vigo es algo que estuvo implícito siempre en nuestra historia. De hecho, creo que ni lo comentamos, ¡sino que lo dimos por hecho al empezar a organizar!”, nos narran los recién casados.

 

MAQUILLAJE Y PELUQUERÍA DE NOVIA

Para la sesión de preparativos de la boda Laura eligió hacerlo en el Hotel NH Collection Vigo y del magnífico maquillaje y peinado se encargó Moi Freire. “La verdad que yo no tenía ni idea de este tema, hace muchos años que me fui de Vigo y nunca he sido de fijarme mucho en estas cuestiones”, reconoce Laura.

Pero nada mejor que contar con la experiencia de alguien cercano: “Pregunté a mi hermana que sí que ha tratado un poco más con ello en alguna sesión de fotos y me recomendó a Moi”. La elección no pudo ser más acertada y Laura estaba maravillosa en su gran día.

El peinado de novia elegido fue una sencilla coleta con ondas, pulida en la parte superior con la raya al medio que, además de favorecedora, dejaba a la luz su preciosa melena. “Yo tenía clarísimo desde siempre que quería un peinado sencillo y aunque la coleta no era en principio una opción, en la prueba con él lo vimos claro”, cuenta la novia.

Para el maquillaje de novia, escogieron tonos naturales de la gama terracota armonizando con su bonita piel, a su vez se puso acento en pómulos con un tono más subido. Los ojos, los ahumados en tonos tierra, con fino eyeliner y rimmel en sus espesas pestañas, le dieron profundidad a su mirada. Para los labios, un bonito tono caldero enmarcó su sonrisa.

Para la pedicura y manicura de novia, Laura eligió un precioso tono burdeos oscuro que hacía un bonito contraste con el tono de su vestido, armonizando de forma perfecta con el resto de los tonos de la boda.

Para lucir mientras se peinaba y maquillaba, Laura escogió una ideal bata de novia en tono marfil con botonadura delantera y detalles de encaje en puños y cinturón.

 

LAS JOYAS DE NOVIA

Para el gran día, Laura lució su maravilloso anillo de pedida vintage junto con unos pendientes regalo de sus suegros y una pulsera de su madre.

El regalo de los padres de Miguel fueron unos magníficos pendientes de botón de solitario de brillante de seis garras montados en oro blanco que como nos comenta Laura, no vio hasta dos días antes de la boda ya que suspendieron la pedida, debido a la enfermedad y posterior fallecimiento de su abuela un mes antes de la boda.

La pulsera fue su algo prestado, “me apetecía llevar algo suyo ese día y la pulsera siempre me había gustado mucho y nos pareció que con el puño del vestido le quedaba muy bien”, nos describe Laura. “¡Lo decidimos también en el último momento!”, confiesa.

 

EL VESTIDO DE NOVIA

El vestido de novia fue una maravilla diseñada por Castellar Granados. “A día de hoy y gracias a nuestro querido Instagram, tenemos visibilidad de muchísimas cosas … y así fue como yo conocí a Castellar Granados”, relata Laura.

“Fui a verla a ella a una primera cita y a alguna otra diseñadora y en general aluciné con ese proceso: hablar de lo que más me gustaba, de cómo me imaginaba, de telas… Yo había preparado un pequeño librito con cosas que me gustaban”.

El resultado fue un impresionante diseño compuesto por dos prendas, en la línea cada vez más tendencia de los vestidos de novia desmontables. Un vestido base de escote redondo y sin mangas con un estilo recogido en la cintura que potencia la bonita caída del crêpe con el que está realizado.

Sobre este, en superposición, un sobrevestido, de delicado tejido con plisado irregular, envuelve al vestido de base, generando un sutil velado y un recogido que, a su vez, deja entrever el recogido del crêpe interior. Este gesto contribuye al movimiento y fluidez de la prenda.

“Me enamoré de una tela plisada que me enseñó Castellar, cómo reaccionaba con la luz, el tacto… que se convirtió en la protagonista de mi sobre vestido”.

Según nos cuenta Laura, buscaba un vestido de novia sencillo, pero con personalidad, y le resultaba muy importante sentir que el vestido era de ella. “Finalmente Castellar y Lorena lo consiguieron”, nos relata.

“Mi hermana, mi madre y mis amigas Laura e Inés me ayudaron y acompañaron en todo el proceso. Guardo un súper recuerdo de esos meses y todas las pruebas”, nos cuenta con cariño.

 

LOS ZAPATOS DE NOVIA

“Los zapatos para mi fueron un drama, real”, confiesa Laura. “De todo, era lo que no tuve nunca claro, hasta el punto de que me estuve probando zapatos hasta la semana antes a la boda”. Sabía que quería un zapato blanco, con poco tacón porque por su altura no suele llevar calzado alto, una de las cuestiones era también si abierto o cerrado ya que dudaba de si en octubre, por la climatología, sería posible lucir unas sandalias. Había elegido unos meses atrás unas sandalias que le gustaron mucho de De Las Cuevas Barcelona y “como la predicción de tiempo fue buenísima finalmente pude ponérmelas”, nos comenta. Se trata de unas bonitas y originales sandalias de novia blancas de tiras tipo cordón de piel que se anudan alrededor del tobillo que encajan a la perfección con el estilo del vestido de novia que diseñó Castellar para ella.

 

EL VELO DE NOVIA

El velo de novia fue un diseño sencillo de tul liso para llevar como novia velada. Un diseño prendido en la parte posterior de la cabeza, sobre la coleta, que permite retirarlo y que quede completamente en la parte trasera de la misma.

 

EL RAMO DE NOVIA

El ramo de novia es un maravilloso conjunto de rosas en tono rosa palo claro de tallo largo. Una de las variantes de rosas de aspecto empolvado que van desde las de tono más arena como las rosas Quicksand y las rosas Sahara a las más rosadas como las rosas Amnesia. “El ramo quería que fuera sencillo y que estuviera formado por una sola flor. Yago de Susiflor me enseñó diferentes tipos de rosas súper bonitas y elegimos unas en tono maquillaje que eran preciosas” nos cuenta Laura.

Anudando el ramo de novia, un lazo de organza en color marfil del que colgaba una emotiva medalla. “Mi hermana me regaló una medallita con los nombres de nuestros abuelos que colocamos y fue muy especial para mí”. Un detalle precioso, de esos que hacen sentir más en el corazón que nunca a nuestros seres queridos.

 

EL TRAJE DE NOVIO

Como traje de novio, Miguel lució un chaqué azul marino con chaleco cruzado en tejido azul celeste, camisa blanca clásica y corbata estampada en tonos azules de Etro. Como complementos, unos gemelos de Montblanc de su padre y el regalo que los padres de Laura le hicieron por la pedida, un clásico Oyster Perpetual Dayjust de esfera negra de Rolex, de Joyería Suiza, distribuidora oficial de la marca en Vigo.

“Mike es una persona que suele tener las ideas bastante claras y siempre tuvo clarísimo que se haría un chaqué en Scalpers. Se siente muy identificado con la marca y tiene varios trajes con los que se siente muy cómodo”, nos cuentan los novios.

“Además sabía de siempre que sería azul marino con un chaleco con alguna tela con textura. Edu de Scalpers y su madre, a quien le encanta la moda, le ayudaron en el proceso y la verdad estaba guapísimo” confiesa Laura.

 

LOS PADRINOS

El padrino fue el padre de Laura quien vistió chaqué clásico con chaleco gris de la sastrería Ces y corbata granate, camisa clásica blanca y zapato negro.

La madrina y madre de Miguel, lució un elegante vestido en tono azul oscuro de Valentino acompañado de un aplique de flores en el hombro de color burdeos a tono con los guantes y el bolso de Bottega Veneta. “¡Estaban tan guapos!”, afirma Laura.

 

LOS PAJES DE BODAS

Como niña de arras llevaron a Almu, la sobrina pequeña de Mike. “Estaba guapísima vestida de Casilda y Jimena, con una capita con capucha y pendiente todo el rato de todo” nos cuentan los novios. Ella, junto con el hijo de una prima de Laura, leyeron también las peticiones en la ceremonia.

 

LA CEREMONIA DE LA BODA

La iglesia elegida para la boda fue la iglesia de San Benito de Gondomar, el pueblo de la madre de la novia y su familia. La iglesia tenía un significado especial para Laura, ya que en ella se casaron sus padres, a la vez ella misma también hizo su comunión allí. Es el pueblo donde Laura pasó muchos veranos y en el que tiene infinidad de bonitos recuerdos, nos relatan los novios. Ligada a la orden Benedictina, de estilo neorrománico, se construyó sobre la planta de cruz latina medieval en el siglo XIX. Una iglesia de tamaño medio que resultó perfecta para el número de invitados.

La preciosa decoración floral, tanto de la portada como del interior de la iglesia, fue realizada por Susiflor junto con María de Minnesotta Garden, el equipo de wedding planners que también se ocupó de gestionar toda la decoración de la boda y de hacer que ese día todo saliera perfecto. Las flores elegidas fue una ideal combinación de proteas, rosas, orquídeas y paniculata entre otras variedades.

En la ceremonia tuvieron dos tipos de música. Por una parte, instrumental del Grupo Insieme, que versionaron con un trío de cuerdas algunas de sus canciones favoritas. Mike entró con la versión de Forrest Gump. Por otra parte, la tía de Laura cantó algunas canciones, como el Ave María. “Fue increíble”, recuerdan. Laura entró con la versión de Love of my Life de Queen, una canción súper especial para su familia.

Las alianzas de la boda fueron un regalo de la familia, también de Joyería Suiza, una de las más prestigiosas joyerías de la ciudad de Vigo. Un modelo clásico de alianzas de mediacaña de oro amarillo. Las palabras de la hermana de Laura leyendo una carta en la iglesia se convirtió en unos de los momentos más emotivos de la celebración.

“Todo el mundo en la iglesia lloraba. Sus palabras fueron uno de los regalos más grandes en nuestra boda, como su ayuda en todo el proceso”, nos cuentan.

EL COCHE DE NOVIOS

El coche de novios fue un descapotable negro de estilo retro, modelo Author Cabrio de la casa Hurtan, alquilado a La Chistera que salió del Coche.

“Nos gustó muchísimo el descapotable y fue un puntazo, porque al salir de la iglesia nos estaban esperando con una botella de champán y fuimos todo el viaje hasta el pazo brindando y cantando como locos. Tenemos algún vídeo de ese momento que nos encanta”, recuerdan los novios.

 

LOS FOTÓGRAFOS DE BODA

Los fotógrafos de bodas fueron Bang Bang You. Según nos cuentan los novios, “buscábamos un tipo de fotografía especial, con carácter y cuando vimos las fotos de Noela, lo tuvimos realmente claro. Luego ya la conocimos a ella y todo fue muy fácil, súper relajado, ¡un gusto!”, añaden. Y es que como ya os hemos contado en BOGA Magazine en el artículo 5 fotógrafos de boda con los que contar para el gran día, las fotografías de este equipo, capitaneado por Noela Roibás, tienen todo aquello que uno puede desear para el día de su boda.

Fotos llenas de emoción, movimiento y alma. Con la sabiduría y la técnica que aporta el conocimiento y manejo de la fotografía analógica, pero con la desenvoltura que facilita la fotografía digital.

El resultado, un reportaje de bodas, preciso y lleno de sentimiento, en el que es difícil escoger solo unas cuantas fotos porque todas se merecerían ser publicadas.

 

LA FINCA PARA BODAS

Para la celebración, la finca para bodas elegida fue el precioso Pazo de Cea. Nos cuentan que lo eligieron por dos motivos. “Es un sitio espectacular que lo tiene todo. Los jardines, el pazo antiguo con una reforma espectacular, el comedor moderno y el catering de Pepe Solla”. El segundo motivo fue la proximidad al lugar de veraneo de Laura de toda la vida por lo que siempre ha sido un lugar especial para ellos. “Los padres de Miguel alucinaron cuando los llevamos a ver el pazo unos meses más tarde”, nos cuentan los novios.

 

EL CATERING DE LA BODA

El catering corrió a cargo de Pepe Solla. “Queríamos que fuera él, sobretodo a Mike le hacía mucha ilusión. Realmente no nos preocupamos en ningún momento de la comida, simplemente sabíamos que sería espectacular”, confiesan los novios.

“A nosotros nos encanta comer y disfrutamos mucho eligiendo platos, probándolos… La prueba de menú con nuestros padres fue un 10 y fue así hasta la boda. ¡Los invitados alucinaron con la comida, nos lo dijeron muchísimo!”, recuerdan Laura y Mike. El aperitivo lo sirvieron en los jardines, mientras que para la comida pasaron al interior del salón acristalado del pazo, decorado acorde a todo el estilo de la celebración. “Pusimos un aperitivo bastante completo con plancha de zamburiñas y navajas y luego dos platos en mesa: merluza a la meunière y solomillo con foie y compota de manzana” nos describen. “¡No vemos el momento de ir de invitados a una boda con ellos!”, añaden.

 

LA DECORACIÓN Y ORGANIZACIÓN DE LA BODA

La decoración floral en el Pazo de Cea estuvo toda elaborada por Susiflor, al igual que la iglesia. “Encontrar el tipo de flores que yo me imaginaba, ni muy secas, ni muy bohemias, ni muy verdes… no fue del todo fácil” nos cuenta Laura, a lo que matiza que finalmente, con Yago y María sin embargo todo resultó muy sencillo.

“No sabía 100% lo que me encontraría y la satisfacción al llegar a la iglesia, al pazo… de verdad fue increíble”. Nos cuenta Laura hablando de María de Minnesota Garden, su wedding planner, “sé que gracias a ella todo salió perfecto”.

 

LAS INVITACIONES Y LA PAPELERÍA DE LA BODA

Laura es arquitecta y le hacía muchísima ilusión encargarse de la papelería de la boda. “Siempre ha hecho dibujos a mano y en el confinamiento montó By Tartaruga y la boda fue una oportunidad también para explorar otras cosas”, relata Mike.

Ella diseñó por completo las preciosas invitaciones y papelería de la boda, creando los dibujos, buscando papeles, montando los meseros con flores secas de Taller Silvestre. También diseñó el seating plan y escribió junto con Mike una tarjetita para cada invitado que utilizaron de marca sitios. Nos confiesa que fue un trabajazo, “varias veces pensé que no llegaba, pero ese día cuando lo vi todo en su lugar todo tuvo sentido”. Laura también diseñó, imprimió y preparó los misales, los menús que María imprimió en tela que fueron colgados en distintos lugares del pazo, igual que el cartel de bienvenida.

Como detalles de boda, a los invitados les obsequiaron con una delicada y bonita lámina con la frase » Solo quien ama vuela», de Taller Silvestre, numerados y con la fecha de la boda. Nos pareció un detalle diferente y un recuerdo bonito.

 

EL BAILE DE NOVIOS Y LA MÚSICA DE LA BODA

Para el baile Laura descubrió la parte inferior de su vestido de novia, retirando la superposición. Además, cambió los brillantes por unos pendientes de flores de Le Touquet que le regalaron dos amigas muy especiales.

Laura abrió el baile con su padre bailando Father and son de Cat Stevens, un tema muy significativo para su familia. Los novios bailaron We can always come back to this de Brian Tyree Henry. “La conocimos durante el confinamiento como parte de la banda sonora de This is us (a la que nos enganchamos mucho) y nos encantó. recuerdan. “Es guay tener una canción poco conocida que cada vez que suena ahora se te ponen los pelos de punta con el recuerdo”, confiesan. La música para la boda estuvo a cargo de R Música. “Los elegimos porque realmente creo que son los mejores DJs de la zona. Igual que con Noela, la relación con Bruno fue facilísima y estamos muy contentos con el resultado”, nos cuenta Laura.

 

LOS VIDEÓGRAFOS DE BODAS

El vídeo de boda fue encargado a Fede Oliver. “Al igual que el resto del equipo, no pudo hacerlo todo más fácil. Realmente no nos acordamos de verlo, lo cual quiere decir que sabe hacer bien su trabajo”, nos comentan ambos.

 

EL VIAJE DE NOVIOS

La luna de miel fue organizada por Javi, de Grand Cru Travelers, amigo de la pareja. “Siempre habíamos soñado con ir a Japón en ese viaje y debido a las restricciones COVID fue imposible. Así que literalmente le dijimos a Javi que nos hiciera recomendaciones y dejamos la organización en sus manos”.

El destino final fue la propuesta de Javi de Sudáfrica: Ciudad del Cabo, viñedos, safari y Mozambique para unos días de playa. “Confiábamos tanto en sus elecciones y organización que nos leímos la guía del viaje en el primer avión de camino a Ciudad del Cabo, con las sudaderas que nos regaló personalizadas”, confiesan.

“Fue impresionante, todo. La experiencia más increíble de nuestra vida. A veces ahora pensamos en ello y nos parece que hubiera sido un sueño. El viaje de novios es un momento único, donde se para el tiempo y solamente disfrutas de la otra persona. Increíble”.


¿Te gustaría que contáramos la tuya? ¡Escríbenos!

Presume de buen gusto compartiendo este artículo…

Pin It on Pinterest